Imprimir esta página | Pagina Inicial | De nuevo a los artículos
logo
El Destino de la Iglesia de España
©14 de November Por Asher Intrater

[Asher enseño a la Conferencia Nacional de Hombres en Gandia, España este fin de semana. Los temas incluyen “El Fuego del Espíritu de Dios”, “El Destino de la Iglesia en España”, “Pacto de Generación a Generación”, “Victoria en los Últimos Tiempos.”]

Tres eventos históricos se suscitaron en España en 1492: 1) El Tratado de Córdova, 2) Colombo embarca a las Américas y 3) la Expulsión de España de judíos.

En 640 DC, Mohammed comenzó su nueva religión. En 700 DC los musulmanes llegaron a España y comenzaron una conquista militar. Para 722 DC virtualmente toda España, excepto por la parte montañosa del norte, fue conquistada por el Islam. Para ese momento los cristianos (católicos primordialmente) comenzaron a luchar en un esfuerzo por reconquistar la tierra. Esta “Reconquista” duro hasta 1492, al firmarse el tratado de Córdova, en el cual cristianos/católicos recobraron control de toda la nación.

Es difícil interpretar las implicaciones espirituales del periodo de la Reconquista. Existieron muchos aspectos mezclados, buenos y malos. Hubieron elementos de maldad en poder y violencia dentro de la Iglesia Católica; sin embargo, también existió un esfuerzo puro y digno por muchos cristianos para recobrar su libertad para la comunidad cristiana de la conquista islámica. En los años 1400 hubo una persecución salvaje por la Inquisición Española contra judíos y musulmanes que se convirtieron; al mismo tiempo hubo una iglesia fuerte y verdadera dentro de España.

Durante este periodo hubieron muchos judíos “conversos”. Algunos fueron forzados, y otros se convirtieron con sinceridad. Muchos conversos intentaron continuar practicando el judaísmo. La Iglesia, temerosa de estos elementos “judaicos” comenzó la Inquisición para mantener la “pureza” de la misma. La respuesta a, ¿cual fue el porcentaje de aquellos que fueron investigados por la Inquisición y fueron conversos forzados y que porcentaje fueron verdaderos creyentes judíos que desearon mantener su herencia? Es imposible determinarlo. En 1492, la Corona Española en conjunción con la Inquisición Católica expulsaron a judíos de España.

En el mismo año, Cristóbal Colon embarco hacia las Américas, lo cual desato dos siglos de colonización española y portuguesa en el “Nuevo Mundo”. La expansión colonial es también difícil de analizar en términos espirituales. De la misma manera, existieron elementos buenos y malos mezclados.

Muchos de los que embarcaron a las Americas en esos años fueron judíos que nacieron en España y Portugal. Por ende, la colonización de America y la expansión de la cristiandad en el Nuevo Mundo fue acompañada por aquellos judíos que buscaron refugio. El hecho de que estos tres eventos que cambiaron al mundo: el Tratado de Córdova que fue señal de la reconquista cristiana de España; el comienzo del periodo de exploradores españoles como Cristóbal Colon como pionero; y la expulsión y dispersión de judíos españoles, se suscitaron en el mismo año, es mas que solo una coincidencia. Los destinos de la Iglesia en naciones de habla española y el pueblo judío están entrelazados.

El concepto de la “Iglesia” en el Nuevo Pacto (Ekklesia; Iglesia) es difícil de comprender por la mayoría de la gente y necesita de revelación para ser entendida. La Iglesia no es Católica, Protestante, Evangélica, o Pentecostés o de hecho, ninguna institución identificable. Esta es un grupo de personas de cada nación, tribu y lengua, que han nacido de nuevo a través de la fe en Yeshua (Jesús) y dirigidos por el Espíritu de Dios.

Mucha gente judía, en cuanto escuchan la palabra “Iglesia” inmediatamente piensan en la Inquisición Española. La Inquisición Española, las Cruzadas y la Reconquista representan una piedra de tropiezo para entender en destino de Dios para la Iglesia verdadera, no solo para los judíos y musulmanes pero también para aquellos cristianos que buscan la verdad.

Para entender nuestro destino, a menudo tenemos que ver nuestra propia historia. Esto es, para que sea desatado nuestro futuro, a menudo necesitamos ser liberados de nuestro pasado. Cada nación en el mundo tiene un grupo de creyentes verdaderos dentro de ella. Ellos son el “remanente”. Estos son la Iglesia verdadera dentro de esa nación. Junto con todos esos remanentes, la Iglesia nacional de cada país, abarcan lo que podemos llamar la “Iglesia internacional o universal”, el “Cuerpo del Mesías”, o la “Esposa de Cristo”. Cada remanente nacional es diferente dentro de su propia cultura y formas de expresión. Todos estamos unidos en una fe común, amor y espíritu (Apocalipsis 7:4,9; Efesios 4:1-6).

La diversidad y armonía que existe en la unidad son lo que nos hace la “Esposa de Cristo”, esta es una obra de arte divina. Como un arcoiris, los colores son diferentes, pero también deben estar unidos en un diseño multifacético. El propósito final de Dios en la creación fue de crear a un grupo de personas a las cuales El podría demostrar su amor (Ef. 1:4), morar dentro de ellos (Efesios 2:22), y ser glorificados a través de ellos (Ef. 1:22; 2:7, 3:10; 3:21). Este grupo es la obra maestra de Dios y aun esta en proceso de ser creada (Efesios 2:10).

La historia detrás de la Iglesia en España ha tenido elementos buenos y malos. La visión de la Iglesia, con ambos elementos buenos y malos, he cursado un proceso de “muerte”. Dentro de esta conferencia nacional tuvimos una oración profética y proclamación para romper pecados y maldiciones del pasado y adoptar el destino positivo de la misma.

Vemos que dentro de la Iglesia de España y Latino America se encuentran:

  1. Expansión del evangelismo mundial.
  2. Transformar la Iglesia Católica
  3. Lucha contra el Jihad islámico
  4. Deseo verdadero por la doctrina bíblica.
  5. Permanecer en lealtad con Israel.
  6. Tomar dominio de la Tierra.
  7. Retomar el destino de Dios por las naciones de lengua española.

Oren por avivamiento y fruto duradero y su multiplicación en la Iglesia española de esta conferencia.

De nuevo a los artículos de 2010

Favor de orar por la continuación del ministerio en Israel de evangelismo a los indígenas, el plantar congregaciones mesiánicos, el centro de discipulado, de la vigilias proféticas de alabanzas y oraciones en el hebreo, y la ayuda financiera a los necesitados.